Los orígenes de la decoración.

Se trata de un amplio apartamento que tiene unos 110 metros cuadrados de superficie y con los techos mas bien bajos. Esta vez hemos confiado nuestra reforma a una empresa especializada en la decoración de interiores con sede en Alicante. Buen precio y buen trato ha sido el resultado total de la experiencia. En definitiva volveremos a repetir.

En un principio se componía de tres habitaciones, y a el se le accedía por la puerta que se abría en el descansillo de la escalera y por otra interior que asciende desde unos almacenes situados debajo. En la actualidad, con unas pocas obras se ha creado un magnifico espacio libre, apto para disponer allí , cómodamente los tesoros coleccionados. En efecto, sin tocar la estructura se ha quitado la mayoría de las puertas, salvo las de las entradas y la del cuarto de baño, y se ha establecido una decoración que juega con los revestimientos, los materiales y los colores para dar origen a dos conjuntos distintos.

Salón dormitorio

El salón, amplio y espacioso, forman en estos momentos un único conjunto con el dormitorio. Ambas dependencias están separadas por un tabique de un metro con ochenta de ancho. Que presenta dos pasos libres (dos antiguas puertas) en sus extremos. El aspecto que se ha conseguido comunicar y que en la actualidad presenta, es el de los típicos salones de los años treinta.

En la decoración de sus paredes y en la del dormitorio, dominan casi con exclusividad dos colores: el negro y el blanco, los cuales subrayan el juego desarrollado por finas molduras que dividen la pared en paneles, que a su vez han sido forrados con papel de china sobre el que se ha pegado paja natural.

 

Deja un comentario